DIY Pizarra

Están de moda las pizarras y yo tengo una relación amor- odio con ellas.
Por un lado me horripilan las paredes enteras pintadas de pizarra, porque me parece que luego siempre están sucias, y yo ya tengo bastante para limpiar como para tener que estar pasando un trapito por la pared cada vez que mis hijos dejen plasmado su arte en ella.
Pero por el otro me encantan los carteles en pizarra. Vamos, que me quedo con la pizarra a pequeña escala, y en principio para manejarla y decorarla yo.  Ya sea en la cocina para hacer la lista de la compra o el menú semanal, o como en este caso que me encargaron una para poner los nombres de los cumpleañeros en Magic Park.
La verdad es que no puede ser más fácil. En este caso aproveché un bote de pintura de pizarra que ya tenía en casa y que compramos en una tienda de pinturas. Tiene mucha cobertura pero en las instrucciones te pone que esperes una semana antes de utilizarla. Yo para eso soy muy mala, es decir, ¿yo esperar una semana? A lo sumo espero un par de horas, así que me arriesgué y pinté a las 4-5 horas.
 Yo creo que como son superficies pequeñas, una sola capa  y hacía un calor de veroño insoportable , funcionó y ahí está, haciendo su función.
De todos modos, el famoso chalk paint del que te hablaba el martes en Mis 5 descubrimientos del mes tiene versión pizarra y seguro seguro que es más cómoda y limpia.
Estos son los materiales:

·         Marco de los chinos
·         Pintura de pizarra
·         Cubeta y rodillo
·         Bolsa de basura de plástico
·         Guantes
Y el paso a paso:
1.       Desmontamos el marco. Cristal fuera, marco apartado y nos quedamos con la trasera.
2.       Protege bien la superficie sobre la que vas a trabajar. Yo puse una bolsa de basura abierta por la mitad. Ponte guantes. Esta pintura es muy difícil de quitar y si no quieres apestar a aguarras, protégete.
3.       Pon poca cantidad en la cubeta, porque realmente hace falta muy poco.
4.       Pinta con ayuda del rodillo. Cubriendo bien .
5.       Deja secar.
6.       Una vez seco pon el marco sobre la trasera. Y listo.
Yo para colgarla le puse dos alcayatas pequeñas en las esquinas y pasé una cuerda para darle un toque distinto, pero puedes aprovechar el mismo gancho que tiene la trasera incorporado. Realmente al quitarle el peso del cristal se aligera mucho y no hay peligro de que se caiga.
Como te decía, las posibilidades son múltiples, y en la papelería he visto unos rotuladores-tiza chulísimos en diferentes colores para dar rienda suelta a tu creatividad, si es que no te apañas con las tizas de toda la vida.
¿Te animas? El proceso de pintado no llega a los 5 minutos, así que en tres cuatro horas y por menos de 10€ puedes tener una pizarra ideal y muy útil.

Un beso, 

5 thoughts on “DIY Pizarra

  1. En Magic Park estamos encantados con la pizarra. Todos las tardes se asoman los peques vecinos de la comunidad a leer de quien es el cumple. Gracias
    .

    Me gusta

Los comentarios están cerrados.